A ver, vosotros que habéis estudiado: ¿se dice «confinamiento»… o «ARRESTO DOMICILIARIO»?

SINOPSIS: en su acepción 4ª el diccionario de la RAE define “arresto” como la “PRIVACIÓN DE LIBERTAD por un tiempo breve, como corrección o PENA”. Lo cual encajaría hoy en día a la perfección con el estilo general de vida de los españoles… si no fuera porque en el fondo NO existe violación ninguna de Código Penal que justifique nuestra RECLUSIÓN.

Reflexionando un poquito tan solo sobre este asunto tan turbio del “coñafinamiento”, he llegado a la conclusión de que nuestro castellano posee otros sinónimos infinitamente más apropiados para describir la coyuntura pero, ¡ah, se siente! mucho menos recomendables (políticamente hablando, se entiende).

Así de entrada, de “confinamiento”, el diccionario de la RAE aclara:

1.m. Acción y efecto de confinar.
2.m. Der. [en Derecho] Pena por la que se obliga al condenado a vivir temporalmente, en libertad, en un lugar distinto al de su domicilio.

Y de “confinar”, continúo:

2.tr. Recluir algo o a alguien dentro de límites.

De “recluir”, añado:

1. Encerrar o poner en reclusión.

Y de “reclusión”, para finalizar …

1. ENCIERRO o prisión voluntaria o forzada (a cuenta de algún delito cometido, lógicamente)

… según la misma obra.

Dicho esto, parece que nos quedamos a un pelo tan solo de equiparar la medida de limitación de libertad susodicha (“confinamiento”) como el perfecto ATROPELLO a nuestros derechos fundamentales que a simple vista asemeja (con independencia de la excusa que para ello se nos imponga), y que a la postre bien podría compararse con un sucedáneo de ARRESTO DOMICILIARIO con tintes claros de ENCIERRO -o, hasta exagerando, como de prisión-, ya sea voluntario (por mera obediencia al estado o por pura ignorancia) o forzado (a base de coacciones, de chantajes emocionales y de multas).

De esta forma, los incentivos del gobierno de Sánchez para mantener a los ciudadanos literalmente acojonados pasa:

(i) por un uso más que eficiente de la propaganda (“Quédate en casa y cúbrete la cara que te pilla el bicho invisible y te jode… aunque no pertenezcas al grupo de riesgo”), y;
(ii) por emplear toda su capacidad para legislar a fin de aligerarte al menor de tus deslices los bolsillos y para amenizarte, ya de paso, tan «holgado» fin de mes.

Aún así, apuesto a que ahora ya tienes un poquito más claro el por qué los lingüistas del gobierno escogieron la palabra “confinamiento”, tal vez, en lugar de cualquier otro sinónimo menos correcto políticamente hablando como “arresto domiciliario”, “encierro”, “pena”, «condena», “encarcelamiento” o hasta “reclusión”:

Para no dar demasiadas PISTAS a los ciudadanos, se me ocurre, sobre el estado sanitario-POLICIAL en el que pasito a pasito nos está de facto sumiendo el ejecutivo socio-podemita.

Tesis a que día de hoy cobra tanta más solidez, tras conocer de la mano de la mismísima Guardia Civil cuán preocupado se encuentra este brazo armado por «minimizar el clima contrario al Gobierno». (Inquietud de la cual obviamente se desprende que el ejecutivo es plenamente consciente de que los pagadores de impuestos tenemos MOTIVOS más que de sobra para cagarnos en todos sus muertos una y otra vez).

Ya de vuelta al asunto del presunto arresto domiciliario que sufrimos estos días los españoles, el problema a mi modo de ver es que se impone de manera indiscriminada sobre la totalidad de la población SIN JUICIO ni PENA firme ninguna que lo justifique (como un test positivo por “coñavirus” o, cuando menos, por la mera pertenencia a uno de los escasísimos grupos de riesgo… más allá, claro está, de esa figura cuasi mitológica del “asintomático” fantasma que en la jerga y el imaginario de esta pandilla de torturadores mentales se traduce como “portador de muerte universal”.

Estrategia tan clara esta de manipulación, de coerción y de puro terror, que me obliga incluso a preguntarme si la actual coyuntura social será verdaderamente legal o todo lo contrario. Y a plantearme ya de paso si, de no serlo, no la habremos asumido la mayoría -como niño de seis años- con excesiva complacencia e inocencia cautivadora.

Sea como fuere, cierto autor reflexiona de esta guisa sobre los aspectos legales del estado de alarma y de excepción:

[…] quiero llamar la atención sobre el ataque, no menor, que el Sr. Sánchez y su gabinete están llevando a cabo sobre aspectos fundamentales de nuestro sistema democrático. Y, todo ello, sobre la base de los siguientes hechos:

En primer lugar, desde la aprobación del Real Decreto de estado de alarma, que emana del artículo 116 de la Constitución y de la Ley Orgánica 4/1981, de 1 de junio, de los estados de alarma, excepción y sitio, el Congreso de los Diputados se encuentra [casi] CERRADO [tanto en cuanto que] NO existe la posibilidad de ejercer la función (fundamental) de CONTROL al Gobierno mediante la celebración de sesiones plenarias periódicas o mediante la obligación del Ejecutivo de responder a las preguntas e interpelaciones que se formulen por parte de los distintos grupos. NO existe BASE LEGAL que justifique esta medida y solo podemos encontrar su razón de ser en la cobardía política de las fuerzas parlamentarias que la apoyan. Recordemos que, con motivo de la situación de emergencia sanitaria actual, el Gobierno se ha dotado de los MAYORES PODERES que ningún otro gobierno ha tenido desde la Transición y, por tanto, es precisamente en momentos excepcionales como el actual cuando el control político/parlamentario al Gobierno, ejercido por los representantes de la soberanía popular, resulta más NECESARIO que nunca. Esta no es una opinión personal, sino que se trata de una exigencia constitucional, al señalar el artículo 116.4 que el funcionamiento de las Cámaras, así como el de los demás poderes constitucionales del Estado, NO podrán INTERRUMPIRSE durante la vigencia del estado de ALARMA.

En segundo lugar, quisiera apuntar las dudas constitucionales que plantea la actual situación de privación de derechos fundamentales y libertades públicas que vivimos los españoles dentro del marco jurídico del estado de alarma. Si bien el artículo 4, apartado b), de la Ley Orgánica 4/1981 sitúa como presupuesto de hecho las crisis sanitarias o epidemias, no es menos cierto que, por ejemplo, […] la libre circulación en un estado de alarma, a la que se refiere el artículo 11, debe estar limitada “en HORAS y LUGARES determinados, o condicionarlas al cumplimiento de ciertos requisitos” y, por tanto, parece lógico que una prohibición casi absoluta, como tenemos en estos momentos, EXCEDE el ámbito definido en la norma. Por el contrario, la Ley Orgánica 4/1981, al regular el ESTADO DE EXCEPCIÓN, señala en su artículo 13 que éste deberá aplicarse “cuando el libre ejercicio de los derechos y libertades de los ciudadanos, el normal funcionamiento de las instituciones democráticas, el de los servicios públicos esenciales para la comunidad, o cualquier otro aspecto del orden público, resulten tan gravemente alterados que el ejercicio de las potestades ordinarias fuera insuficiente para restablecerlo y mantenerlo”. [Ahí, está el quid de la cuestión] ¿Y por qué no propone el Gobierno el estado de excepción cuando parece adecuarse mejor a la situación de recorte de derechos que vivimos? Pues cabría plantearse que quizá sea porque no puede decretarlo unilateralmente ya que, según el texto constitucional, se debe hacer previa aprobación expresa del Congreso de los Diputados, lo que, sin duda, exigiría un trabajo conjunto previo entre el Gobierno y la oposición que el primero no está dispuesto a asumir.

“La pandemia como COARTADA”
(José Manuel Maza, OkDiario.com, 02/04/2020)

Bueno, pues para no tener que rogar a la oposición o, también puede ser ¿por qué no? porque la expresión “estado de excepción” de hecho suena infinitamente más gruesa, orwelliana y fascista de lo que nuestras tiernas orejitas estarían dispuestas a soportar… y de lo que nuestro ejecutivo desearía por lo visto parecer. Aún así, si fuese absolutamente ilegal, supongo que a estas alturas ya lo habría denunciado alguien en los juzgados ¿verdad? Pero a ver qué partícular o qué partido… va y le pone el cascabel a este gato.

Y ya en la misma línea de los malabares del lenguaje utilizados por el gobierno para esconder -a mi entender- la realidad legal tal vez y la gravedad de nuestra coyuntura es la invención literal del sustantivo “desescalamiento” en referencia a la restitución paulatina de nuestras libertades.

¿De verdad que no se ha molestado nadie en buscar en el diccionario ese “palabro”? Pues ya os digo yo que, ni existe, ni se ha molestado en comprobarlo ni dios.

Estoy tan seguro de ello que me juego la polla y no la pierdo en el intento. Porque el 100 por cien de los minions por seguro habrá pensado: “¡qué inteligentes mis gobernantes! que utilizan palabras que yo, paleto de mí, no sabía -en mi ignorancia- ni que existieran”.

Es por eso que me da la sensación de que los asesores de Sánchez en la materia se han tenido que sacar el sustantivo susodicho de la manga… a falta de cualquier otro término que mejor definiera la RESTAURACIÓN de nuestras libertades SIN referir explícitamente al ATENTADO contra nuestros derechos fundamentales.

¿A cuento de qué, si no, la necesidad de añadir un nuevo término al riquísimo abanico atesorado por la lengua hispana?

Ya para terminar, os dejo reflexionando sobre el hecho de tener que permanecer enclaustrado bajo lo más parecido a un arresto domiciliario (en un país democrático sobre el papel) y con una hoja de antecedentes penales tan blanca como la nieve.

El quiera entender que entienda.

BIENVENIDOS A LA TIERRA

ENTRADAS RELACIONADAS:

«¡Que te quedes EN CASA, nenaza!… SIN PENSAR y SIN RECHISTAR»

Jamás ha estado tan cerca la LEY MARCIAL AUTOIMPUESTA que con el «coñavirus» ese de Wuhan

La URL de esta entrada es: http://www.bienvenidosalatierra.com/confinamiento-o-arresto-domiciliario

4 thoughts on “A ver, vosotros que habéis estudiado: ¿se dice «confinamiento»… o «ARRESTO DOMICILIARIO»?

  1. «[…] pero me temo que más que estar asistiendo al plan propio de la mente de un supervillano más bien somos víctimas de la propia incompetencia de quien está más preocupado de su ideario político que de la sanidad y en la huida hacia adelante pretenden cubrir toda esta incompetencia con un manto dictatorial porque… es por nuestro bien.» (Fer)

    Bueno, como ya he dicho en tantas ocasiones, a mi modo de ver la única diferencia entre un incompetente y un traidor… es que el primero NO SABE hacerlo mejor. 😉

    Dicho esto, creo que ambas teorías son perfectamente válidas, toda vez que no tenemos manera ninguna de VALIDAR, cierto es, la existencia de ese guion del «evil empire» al refieres de pasada.

    Así que dejamos por el momento sobre la mesa la «teoría de la incompetencia» aun a pesar de que me cuesta demasiado asimilar que ese otro virus, el de la INCAPACIDAD manifiesta, haya logrado infectar simultáneamente a TODOS los brazos del gobierno a la vez (presidente, vicepresidentes, ministros y asesores por CIENTOS), y a los de medio mundo seguramente también, con el resultado de la pifia de gestión de la pandemia que todos conocemos.

    “Bolsonaro, el negacionista más poderoso del mundo, acaba de despedir al Ministro de Sanidad que estaba en desacuerdo con él”

    (De lo cual se desprende que, o bien el presidente es el tío más TONTO de la Tierra y se pasea por las tiendas sin mascarilla ni guantes y saludando a todo el mundo… o es que de hecho le pagan para que RETRASE la puesta en marcha de las medidas necesarias, con los resultados que fácilmente se imaginan para un país como Brasil).

    Recordad, sin embargo, que idéntico “virus” de la “incompetencia” ya cazó “desprevenido” a CADA gobierno del mundo para que la “crisis” de 2007-8 se comiera su país hasta sus cimientos ¿verdad Zapatero?… y de sobra conocemos todos las CONSECUENCIAS. Lo cual debería darnos lógicamente que pensar, creo yo.

    Además, siempre es más RECOMENDABLE que te critiquen por «incompetente» a que te juzgue un tribunal de guerra por «alta traición». Lo cual coloca tu sentir en LÍNEA con la preferencia de cada gobierno. ¿Casualidad o uso eficientísimo de la propaganda? 😛

    Y con esto regreso al asunto del LENGUAJE. Porque de hecho nos resulta infinitamente más CÓMODO a todos aceptar la “teoría de la incompetencia”. Porque de elegir la de la “conspiración para provocar un genocidio en España e instaurar un estado totalitario” nos conminaría moralmente a tomar las calles y a derrocar a este gobierno “traidor”. Cosa que, ni por asomo, estamos ninguno de nosotros dispuestos a asumir.

    Así que a ver cómo acaba la cosa, porque por mucho menos se manifiesta la gente otras veces, pero yo no veo a los supuestos “anti-sistema” haciéndole honor a su título por ningún sitio. Será que, quienes les pagan, ahora mismo no les dejan… ni salir de casa 😀 😀 😀

    Un abrazo!

  2. Si al menos todo esto apuntase a un plan premeditado que se ciñera a un guión del «evil empire» hasta sería digno de estudio… bien; pero me temo que más que estar asistiendo al plan propio de la mente de un supervillano más bien somos víctimas de la propia incompetencia de quien está más preocupado de su ideario político que de la sanidad y en la huida hacia adelante pretenden cubrir toda esta incompetencia con un manto dictatorial porque… es por nuestro bien.
    Dado que hay un grupo de riesgo está bien quedarse en casa, no queremos joder a nuestros mayores/colegas/vecinos/compañeros de trabajo repartiendo este invento desde la asintomatología pero todo esto, porqué? Todo esto porque el cómite técnico que asesora al gobierno debe de estar compuesto por varios sillones de la RAE, es importante crear nuevas palabras para evitar el pánico y lo evidente (sólo hay que darse un paseo en el DeLorean para recordar el «no es una crisis, es una desaceletación económica» y ya sabemos todos que el final de la peli no se casan).
    Una jueza dice que retrasar las decisiones hasta el 9M no tienen nada que ver (tomé nota, la próxima vez que al crío le salgan granos o tenga fiebre debo de consultar con un abogado/fiscal), te invito a que busques en google trends palabras clave, yo busqué olfato y gusto como síntomas:
    https://trends.google.es/trends/explore?q=olfato%20gusto&geo=ES
    Hay que joderse, resulta que una semana después del 8M la gráfica se dispara cual obelisco sobre una meseta estadística de 5 años.
    Hasta entonces nada, que la OMs nos avisa en Febrero de que hay recopilar material? pues nosotros nos dedicamos a exportarlo mientras publicamos que si vienes de una zona de riesgo puedes hacer vida normal porque total, en España tendremos 2 o 3 casos aislados (y esto lo dice un epidemiólogo con un curriculum que tira para atrás, lleva 17 años en su puesto y no habrá palomitas en el mundo para cuando este hombre pueda hablar libremente).
    Total, hay mascarillas? no… entonces vamos a recomendar que no se usen. Mandamos a los niños con los abuelos y así al menos vamos solucionando finalmente el problema de las pensiones y cuando el sistema de salud se satura por la avalancha de contagios pues venga, arresto domiciliario porque nos hemos gastado un buen dinero en comprar TODOS los medios y os vais a fumar las comparecencias del presi porque está encantado de haberse conocido, escuchó por ahí aquello de no preguntes que puede hacer tu país por tí… y con un par nos lo soltó mientras pudimos escuchar crujidos en la tumba de Kennedy mientras sonaba algo así como «sal de ahí puto campero!» vuelvo a la tele, él me larga un discurso acerca de la importancia de los mayores, de cómo no van a dejarlos atrás, cómo ellos nos ayudaron en la desaceleración económica de 2008 y otros topicazos mientras tanto mis amistades que trabajan en sanidad me cuentan cómo si tienes más de una edad no te intuban y como mucho te dan sedativos y te rellenan un postal de agradecimiento…
    Como hay reducciones de jornada debe de ser que hay un comité de expertos que trabaja los días pares y otro los impares, por eso cada comunicado, cada decisión ha de ser explicada o peor, rectificada un ratito después porque estas son mis decisiones y si no lo gustan, tengo otras.
    Con este clima es normal que hayan puesto en marcha la policía del pensamiento, la lavadora de los busca bulos (entiéndase por bulo todo aquello que me incomoda), porque vale que la población en general somos borreguetes pero todo tiene un límite…
    https://www.newtral.es/el-gobierno-no-ha-cerrado-el-portal-de-transparencia-pero-si-ha-suspendido-los-plazos-de-respuesta/20200420/
    Que nos envían mascarillas que no funcionan y la comunidad de Aragon da la voz de alarma el día 10 de Abril, pues sanidad decide avisar a los demás el 15 de Abril por la noche aunque sigue distribuyendo el material, total, ya están avisados…
    El problema es que mientras en la tele me dicen que los ayuntamientos están repartiendo mascarillas, yo sólo veo que están repartiendo mordazas y encima los vecinos se pegan por ellas.
    Mientras tanto, fuera del universo Marvel, hay quien opina que de aquellos polvos, estos lodos:
    https://www.lavozdegalicia.es/noticia/sociedad/2020/04/21/espana-peor-pais-mundo-responder-pandemia-covid-19-segun-estudio/00031587486703778128921.htm
    Hostia puta, quien estuviera en Sri Lanka ahora mismo!!!!

    Y este es el manto de tranquilidad con el que nos arropamos cada noche amigo mío…

  3. Ya sabemos que esta gente no da puntada sin hilo y cuando han hecho (y siguen haciendo) lo que han hecho, muy probablemente están jugando a unas cuantas cosas más de las que se ven. Podría ser un verdadero chollo tener el país parado, el Congreso y Senado casi vaciados y a la gente encerrada en casa para poder actuar en la dirección o con la intención que se quiera. Sobre todo si además pesa el acojone de contagiarte con algo que mata si asomas la nariz más de lo aparentemente recomendable. Bien mirado es, de hecho, una oportunidad que ni en sus más obscenos sueños se habrían atrevido a imaginar algunos. Ya he leído, o al menos escuchado en más de una ocasión que este estado de alarma está usando restricciones más propias del estado de emergencia o del de excepción. Nada que me extrañe viendo el tono general de las actuaciones de los responsables de la gestión de la crisis. Y si lo comparamos con como se ataca la pandemia y gestiona en otros países, no queda sino pensar que aquí las cosas se podrían haber hecho mucho mejor y que eso no evita, quizá todo lo contrario, alguna jugada ventajista de alguien.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Please leave these two fields as-is:

Protected by Invisible Defender. Showed 403 to 613.588 bad guys.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.